Blog de Turismo de Gijón » Experiencias » Visitas Ornitológicas en el Jardín Botánico Atlántico de Gijón

Visitas Ornitológicas en el Jardín Botánico Atlántico de Gijón

Los segundos domingos de cada mes podemos descubrir las aves del Jardín Botánico Atlántico gracias a el Colectivo Ornitológico “Carbayera del Tragamón”. A través de sus visitas guiadas gratuitas disfrutamos del Botánico de Gijón de una forma diferente, fijándonos en sus habitantes más cantarines: las aves.

Nosotros hemos ido en febrero para poder mostraros qué os podéis encontrar durante la visita. ¿nos acompañáis?

Por suerte tuvimos un día precioso y pudimos avistar gran cantidad de ellas.  Dependiendo de la época del año y del día se pueden ver distintas especies y comportamientos. De media, en las últimas visitas se han estado avistando en torno a 25 especies diferentes. En febrero las aves ya buscan pareja para hacer el nido tal y como dicta el refrán “En febrero busca su compañero”. La visita comenzó en la zona del Cantábrico, donde Palomas Torcaces y Herrerillos hicieron su primera aparición, pudiendo aprender gracias al guía más sobre las costumbres de estas aves.

En la zona Factoría vegetal vimos a una hembra de pinzón y en las pirámides varios mosquiteros ibéricos. Cabe destacar que muchas aves habitan todo el año en el Jardín Botánico Atlántico como los zorzales, herrerillos, carboneros comunes y otras especies vienen solo en invierno como el zorzal alirrojo.

Zorzal común. Fuente: Colectivo Ornitológico Carbayera del Tragamón

Mientras paseamos nos explican la importancia de las plantas para las aves y su función. ¿A que no sabíais que ayudan contra las plagas de insectos? En este punto destacan la importancia del laurel y su fruto, los sanjuanines o el cornejo.

Ya en la Quintana de Rionda vimos desde la primera línea el aterrizaje de una pareja de ánades, disfrutando muy de cerca de ellos. Seguimos hacia el Jardín de la Isla donde nos esperaban zorzales, mirlos en el césped así como el macho de una curruca capirotada y varios jilgueros entre las coníferas. Aunque no vimos ningún pito real (pájaro carpintero), pudimos observar sus trabajosos nidos.

Pareja de ánades

También nos mostraron donde estaban las casas-nido y los comederos, como el de la zona del Boreal donde vimos carboneros. En la laguna varios ánades, una gallineta asomando entre la vegetación acuática y varios mosquiteros revoloteando.

Carbonero garrapinos

Carbonero garrapinos. Fuente: Colectivo Ornitológico Carbayera del Tragamón

Accedimos a la Carbayera, viendo al agateador común y al arrendajo y escuchamos al chochín (ave más pequeña de Europa), que no se quiso dejar ver, y por último, en la pradera de la Aliseda, dos arrendajos de los que aprendimos que son unos grandes imitadores de canto.

En una visita de casi tres horas pudimos ver todas esas aves y aprender mucho más que no os hemos dicho porque queremos que lo descubráis por vosotros mismos en la siguiente visita. Recordad, segundos domingos de cada mes , a las 10.30, con la entrada al bótánico atlántico, visita ornitológica gratuita.

Publicar un comentario


Si te interesan nuestras entradas, no olvides suscribirte a nuestro feed RSS